Indeportes Antioquia 50 años (32): los Juegos Deportivos Departamentales de Antioquia, episodio 3

Hoy presentamos la entrega número 32 de esta serie, correspondiente a la tercera parte del capítulo 15 del libro Indeportes Antioquia 50 años, que habla de los Juegos Departamentales.

Itagüí destacado en la década de 1980

Itagüí, con un potencial deportivo juvenil, lleno de voluntad y tesón, ganó nueve veces los Juegos, cinco en forma consecutiva, entres 1983 y 1997, siempre de la mano de Luis Carlos Marín Présiga, quien fue director ejecutivo de la Junta Municipal de Deportes de ese municipio, desde el 4 de diciembre de 1981 hasta el 15 noviembre de 2001.

“De todas esas gestas muchos recuerdos. Los alojamientos en establecimientos educativos, en colchonetas, tremendos fríos y altos calores, pasantías con dificultades en algunas versiones por falta de recursos económicos y memorables los juegos de Rionegro en 1988 que perdimos por apenas seis puntos”.

Desde 1983 hasta 1987, Itagüí ganó en forma consecutiva los Juegos realizados. Primero, en Ciudad Bolívar, donde se oficializó el fútbol en categoría intercolegiada; luego, en Salgar, donde se presentó el “ciclocrós” como exhibición, mientras que el fútbol no se realizó por falta de un buen escenario; en 1985, en Puerto Berrío, municipio donde se contó con el apoyo de la Presidencia de la República, el Banco Central Hipotecario, Postobón y Pilsen; un año después, en Sonsón en donde El Santuario ganó voleibol femenino por sexta ocasión; y, en 1987, en Santa Rosa de Osos, donde predominaron la lluvia y el frío.

Los otros cuatro títulos itagüiseños corresponden a las ediciones realizadas en Envigado 1989 en donde superó a Turbo por una medalla (30 a 29); Bello 91, encuentro que tuvo el apoyo de la Gobernación de Antioquia, la Consejería Presidencial para Antioquia, Fabricato y Postobón; Támesis 93, conocidos como los Juegos del mercadeo, pues al certamen se vincularon, aparte de estamentos gubernamentales, Cervecería Unión, Coca Cola y Agua de la Peña. La última victoria de Itagüí fue en 1997, en su propio municipio, en donde se estrenaron levantamiento de pesas y natación.

Ajedrez, atletismo, baloncesto, bicicrós, billar, ciclismo, fútbol, tejo, tenis de mesa y voleibol fueron los deportes que más contribuyeron para los nueve títulos que ostenta, hasta el momento, el municipio de Itagüí.

Los siguientes son algunos deportistas sobresalientes por Itagüí en los Juegos Departamentales. José Alirio “El Indio” Rodríguez en tejo, Jorge Horacio Serna en fútbol, Rosa Monroy, Sandra Salazar y Estiven Zapata en ajedrez, Girlesa Salazar en tenis de mesa, Gabriel Jaime Castrillón en bicicrós, Francisco Álvarez de levantamiento de pesas, Javier de Jesús Zapata en ciclismo, Omar Alejandro Zapata en voleibol y John Lenon Gutiérrez en boxeo, entre otros.

Itagüiseñas

Itagüí es la delegación que más ha ganado voleibol masculino: 12 veces. Igualmente, los tableros itagüiseños llevan 15 campeonatos en ajedrez; en ciclismo y tenis de mesa también se han destacado. En el deporte de las bielas y en el de la raqueta chica suman, en cada uno, 13 títulos.

Rionegro ganó en 1988 y volvió a ser sede 30 años después

Rionegro, liderado por el alcalde de la época Rubén Darío Quintero Villada, realizó y ganó la edición 12 de los Departamentales, acabando de un tajo con la seguidilla de Itagüí. Los locales ganaron los torneos de baloncesto femenino, ciclismo, fútbol masculino y tenis de mesa. Esos campeonatos y la suma de puntos obtenidos por sus deportistas en los otros ocho torneos fueron suficientes para superar a los del sur del Valle de Aburrá por apenas seis puntos en la general, ya que los rionegreros suman 423 puntos por 417 de los itagüiseños. Turbo fue tercero.

Cuenta el cronista Frank Piedrahíta Bedoya que Rionegro edificó su título de 1988, en el provecho que le sacó al cambio de la reglamentación en la puntuación, porque amplió el margen de beneficios de las cuatro a las seis primeras posiciones en la clasificación general final en cada disciplina. También en el título de tenis de mesa, el cual le arrebataron a los itagüiseños. En Rionegro debutó boxeo, torneo ganado por púgiles de barrios de Medellín.

Del año 1988, de ese único título que ostenta Santiago de Arma de Rionegro, se recuerda al atleta Gustavo Villa, quien ganó las pruebas de 800, 1.500 y 5 mil metros. Para la competencia de los 1.500 metros, la última actividad de ese 12 de diciembre de 1988, todo el pueblo de Rionegro se fue a la pista de Comfama a animar y vitorear a Villa, quien ganó la medalla de oro, que otorgó 10 puntos. Con ellos superaron a Itagüí en el tablero general, para ganar las justas por escasas seis unidades.

Otras de las figuras rionegreras en la edición duodécima fueron Liliana Cardozo en tenis de mesa; Diana Ríos, María Eva Ospina, César Gómez, Wilson Ortega y John Jairo González en baloncesto; Claudia Barrera, Sandra Macías, Cecilia Martínez, Olga Orozco, Jorge Ospina, Mario Arteaga, Esteban Noreña y Miguel Bula en voleibol; Javier Fox Quintana, John Jairo Gallego y Alberto Gallego en ajedrez; Juan Jiménez en fútbol de salón; Edison Úsuga en boxeo y Fernando Londoño, quien llevó el boxeo como exhibición al municipio.

El exalcalde Quintero Villada, gestor del logro rionegrero de 1988 comenta: “el reto fue hacer los mejores juegos y ganarlos y, aparte de la mística de los deportistas, nos ayudó mucho el apoyo de los aficionados que colmaron todos los escenarios deportivos”.

Los Juegos Departamentales de 1988 también sirvieron para la nueva infraestructura física en los barrios y veredas del municipio. Más adelante se dio la construcción de las tribunas del estadio Alberto Grisales y la participación de Rionegro en el fútbol profesional, los torneos semiprofesionales de baloncesto, voleibol, fútbol de salón y fútbol sala.

Audio de este texto AQUÍ – Texto en formato .pdf AQUÍ

Realización: Oficina de Comunicaciones de Indeportes Antioquia.
Autor del texto original: Fernando Loaiza Gallego.
Adaptación de textos para radio: Juan B. Estrada Mosquera.
Año: 2020 @copyright.